Use somebody, someone like you...

>> jueves, 19 de mayo de 2011

¿Qué se supone que tengo que hacer? ¿Qué se supone que debo pensar? Ahora, después de recorrerme medio mundo, de haber luchado diariamente para sacarte una sonrisa, después de todo y más. Después de renunciar a lo que más quiero, luchar contra vientos y mareas, ¿Cómo se supone que debo actuar? Eres experta en dejar mi mundo patas arriba y marcharte sin ni siquiera avisar. Será mejor que renuncie a los sueños que de nuevo dejaste arraigar en mi interior y ahora arrancas como flor marchita entre el jardín de tu nueva vida. Ahora ya no soy yo, ahora es alguien nuevo ¿Dónde quedan las palabras? ¿Dónde quedan los recuerdos? Los enterraste junto a mis sentimientos que ahora detestaré como tu propia sonrisa. Aprenderé a vivir con la veleta que es tu personalidad cambiante y sentiré como me utilizas una y otra vez. Me dejaré arrastrar, si. Y sentiré que todo será diferente después de aquella noche. Pero a la mañana siguiente todo volverá a su cauce y serás otra persona distinta. Ya no hay amores que valgan. Ni hechos que lo corroboren. Solo quedan restos de las velas que encendí para velar por tu alma. Y aquellas que piden algunos deseos a los dioses, aquellos que ignoran cada uno de mis pasos. Acabo de aceptar que quiero dejarme llevar por tus sentidos con todo lo que conlleve ese hecho y realmente, no me importa. Ni que mañana ni te acuerdes de mi nombre ni como era acariciar mi piel. Ya no tiene ningún tipo de importancia. Estar contigo, en cualquier lugar del universo, mirar las estrellas y sentir que cada una de ellas están ahí para disfrutar de tu sola presencia.

0 PUNTOS DE VISTA: